En la primera parte de este artículo se ilustraba el panorama cambiante de la formación corporativa y sugeríamos pasos importantes que vuestra empresa puede tomar para seguir al ritmo de la competencia y cultivar el mejor talento. Sin embargo, esas estadísticas se centraban sobre todo en los desafíos que enfrentan las empresas al intentar hacer que trabajadores se comprometan con el aprendizaje corporativo, y esa es solo una parte de la historia.

A continuación presentamos siete estadísticas que nos muestran una mejor visión de cómo se define el presupuesto para la formación corporativa, cuáles son los tipos de formación más populares y en qué medida las organizaciones están dispuestas a subcontratar estos servicios.

Las empresas de prestación de servicios gastan más en formación

Las empresas centradas en ofrecer servicios, como el sector retail, son las que más han gastado en formación en años anteriores: 871 $ por trabajador en 2014, según el Training Industry Report de 2015. En segundo puesto están los fabricantes (653 $).

Cuando hablamos de formación en empresas, el tamaño importa

Las empresas más grandes tienden a gastar menos en la formación de cada trabajador. Gran parte de esto se debe a las economías de escala; es menos caro ofrecer una formación para más trabajadores cuando ya se han hecho las inversiones iniciales en sistemas de gestión del aprendizaje y contenidos. Las empresas más pequeñas, con menos de 1 000 trabajadores, gastaron 1 105 $ por trabajador en formación de acuerdo al Training Industry Report de 2015, mientras que empresas medianas (menos de 10 000) gastaron 544 $ por trabajador, y empresas más grandes, de 10 000 o más, gastaron 447 $.

Más empresas invertirán en herramientas de aprendizaje online

Según los encuestados en el Training Industry Report, la mayor inversión prevista para la mayoría de empresas son los sistemas de gestión del aprendizaje; el 38% dijo que pretenden adquirirlos en 2015. Esto fue seguido de cerca por otras herramientas y sistemas de aprendizaje online, como programas de e-learning o software de formación; el 37% de los encuestados planeaban invertir en ellos.

El contenido de la formación sigue siendo una prioridad

Aparte de los sistemas de gestión y las herramientas de aprendizaje online, 36% de las empresas manifestó que su siguiente prioridad era invertir en el contenido de la formación.

Las empresas están más dispuestas a subcontratar

En promedio, las empresas han subcontratado poco más de la mitad de su formación y desarrollo (alrededor de 53%) en el 2015, según el Training Industry Report. La mayor parte de subcontrataciones estaba relacionada con el desarrollo personalizado de contenido de formación y era más común en organizaciones grandes; 60% de estas dijo que subcontratan parte o toda su formación.

El 42% de las empresas aumentó el presupuesto para la formación y desarrollo

Al crear un presupuesto para formación y desarrollo, por lo general los resultados son positivos: según el Training Industry Report de 2015, el 42% de empresas dijo que habían aumentado su presupuesto comparado con el año anterior, mientras que el 43% dijo que permaneció igual. Solamente el 15% dijo que su presupuesto se había visto reducido.

Incremento en la implementación de técnicas de aprendizaje blended

Mientras que la formación presencial sigue siendo el método preferido en empresas, en el 2015 casi 32% de las horas de formación fueron impartidas utilizando técnicas de aprendizaje blended (como webinars y autoevaluación online), según el Training Industry Report de 2015.

 

Tal como muestran las estadísticas, ahora es más importante que nunca que los profesionales de RRHH y los encargados de formación sean estratégicos sobre cómo forman a sus trabajadores.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>